El nuevo rostro de Washington

 

Sin dudas desde la Casa Blanca saldrán otras normas en los meses venideros

Por MARTA G. SOJO

Para ver cumplir algunos de los postulados de campaña hechos por Donald Trump no hubo necesidad de esperar a los 100 días. En 15 revolucionó al país, más de lo que estaba.

Es natural que si antes, cuando esbozó sus propuestas, no cesaban de salir reseñas en la prensa sobre el nuevo mandatario, ahora el flujo de artículos, opiniones, críticas y especulaciones se amplificaron. Para sus partidarios Trump no se limitó a hablar, sino que de manera expedita empezó a cumplir lo dicho en la campaña electoral.

Pero eso no significa que se hagan efectivas debido a los ardides reglamentados a escala legislativa que hacen que todos estos decretos pasen por un prolongado y complicado trayecto. En realidad tienen más peso simbólico que real.

No obstante los anuncios siguen e igual las protestas en su contra. El asunto migratorio y la extensión del muro entre México y Estados Unidos provocan pensamientos encontrados, en dependencia del punto de vista analizado.

Hay quienes piensan que las administraciones anteriores tampoco tuvieron un proceder impoluto: guerras en el Oriente Medio, donde los Estados Unidos son los principales involucrados y promotores, y cuyos bombardeos mataron y continúan cercenando cuantiosas vidas inocentes. Deportaciones masivas de emigrantes ilegales latinoamericanos, que traen a consideración que lo que sucede ahora solamente es la continuidad de igual actuar desde tiempos pretéritos.

Quién duda –como apostilló un analista– que cualquier otro mandatario ligado a la historia del “destino manifiesto” y prepotencia de la primera fuerza capitalista, no sustentaría y haría cuanta maniobra se le antojase por materializar el enrevesado dogma de “los Estados Unidos primero… y allá los demás”.

En cuanto al decreto que emitió el presidente, el 27 de enero, del veto temporal a la entrada al país a todos los ciudadanos de Irak, Siria, Irán, Libia, Somalia, Sudán y Yemen, y una prohibición indefinida para los refugiados sirios, fue suspendido provisionalmente por un juez federal, y luego ratificado por un tribunal de apelaciones. Para poner más tensa la situación, Trump destituyó a la procuradora general en funciones, Sally Yates, inmediatamente después de que ella ordenó a fiscales no defender su orden ejecutiva.

Y como la política norteamericana es como es, aprovechan cualquier filón para obstruir las medidas de sus oponentes. Así los senadores demócratas explotaron la oportunidad para frenar las ratificaciones de varios nominados al nuevo gabinete, empleando todos los recursos en sus manos para bloquear y dilatar el procedimiento.

Uno de los casos más llamativos fue el de Betsy DeVos, para la secretaria de Educación, que tuvo un fuerte rechazo, no solo de los demócratas, también de republicanos, llegando al punto de que el vicepresidente Mike Pence, tuvo que intervenir y romper con su voto el empate en el Senado, potestad que tienen los vicepresidentes para dirimir este tipo de disputa.

DeVos no es la única que ha sufrido la resistencia del Senado. En los días transcurridos desde que Trump asumió la presidencia, y hasta el momento en que escribimos estas líneas, solo seis de los 20 nominados por el mandatario han sido ratificados, entre ellos el expresidente y consejero delegado de la petrolera Exxon Mobil, Rex Tillerson, como secretario de Estado.

Una situación catalogada de inusual en una escena política donde tanto el ejecutivo como el legislativo están dominadas por los republicanos, algo que hacía pronosticar que esta fase de ratificaciones fuera despejada. Aunque traten de dificultar el procedimiento, más tarde o más temprano confirmarán al gabinete, eso sí, quedarán registradas como las más discutidas de los últimos tiempos.

En el futuro próximo no parece que se anuncien espectaculares acontecimientos, ya que para algunos observadores del sistema de aquella nación, no hay nada nuevo en la política, es solo que Trump dice en voz alta lo mismo que han pensado y ejecutado sus antecesores.

Marta Sojo

Marta Sojo

(Tomado de Bohemia Digital)

 

Be Sociable, Share!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*