SUEÑO ESPECTACULAR

 Por: Alberto Enrique

Anoche tuve un sueño increíble con el mismísimo almirante Cristóbal Colón. A su paso hacia el occidente tras una breve parada por la anchurosa bahía de Canímar, los naturales le comentaron que más adelante encontraría una bahía formidable de estrecha entrada muy apropiada para proteger sus embarcaciones pues en pocos días habría mal tiempo según anunciaban los sabios de las nubes y los vientos.

Las naves habían recogido el velamen ya que bordeaban muy próximo a la costa.   El propósito consistía en apreciar de cerca la hilera de altos edificios vistos desde el litoral, era pura curiosidad; y desembarcó de un bote con un corto destacamento. Avanzando le oí decir: “Rediez, en ninguna sentina cabría tanta basura ni desperdicio de lo tirado en cualquier esquina de este villorrio”

-Que le llaman Alamar, señor- apunté.

“¿Por qué tal barbaridad?”– cuestionó con energía.

-Señor almirante, a fuer de ser franco, por aquí casi siempre la mar está picada. Es decir, una organización conocida por Comunales, a cargo de la recogida de desechos así como mantener la atención a parques y otros lugares, en ocasiones dice no contar con los medios necesarios. Usted disculpe este desorden.

“No sé si podré, porque al ver las bellezas encontradas a mi paso me atreví a decir que ésta era la tierra más hermosa que ojos humanos hubiesen visto, aunque no había topado todavía con todo esto. Tendría que excluir este sitio de aquella idea inicial”.

“De cualquier manera, este lugar me ha impresionado con agrado pero me parece que hay mucho por hacer, solo así alcanzará aquella categoría planteada antes. Lo dejaré pendiente  hasta mi próximo viaje”, concluyó con énfasis.

“Ah, gracias por su acompañamiento” –me señaló y echó a andar, ahora  ha de ir con rumbo más al occidente.

Mientras emprendía el retorno hacia las naves vi cómo la brisa movía su melena y pensé que las soluciones bien pudieran llegar antes que tarde, y pronto -previo al 500 aniversario de la Villa-, el reparto Alamar estará también dentro de la categoría de tierra hermosa.

En verdad, mi sueño con Cristóbal Colón ha sido espectacular, una dicha  ¿No les parece?

 

 

Be Sociable, Share!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*